93 349 02 24

0 productos | 0,00€

PREGUNTAS FRECUENTES (FAQ)

Productos > Colchones viscoelásticos Volver a preguntas frecuentes

¿Qué es el material viscoelástico?

El material viscoelástico fue desarrollado originalmente a principios de los años sesenta en el centro de Investigación Ames de la NASA para aliviar la presión ejercida por la fuerza de la gravedad experimentada por los astronautas durante el despegue. Sin embargo, la aplicación en el sector del descanso se produce recién en los años 9, e inicialmente su utilización se ha realizado en hospitales.
Tal como su nombre lo indica, el viscoelástico es un material viscoso y elástico que tiene ambas propiedades al deformarse. Este material produce un efecto huella de memoria cuando se ejerce presión y transmite calor sobre el mismo, pero recupera su forma original lentamente. Esta recuperación se denomina resiliencia (High Resilence), que es la capacidad que tiene el material de recuperar su forma original.
El material viscoelástico se adapta ergonómicamente al cuerpo, reduciendo y aliviando los puntos de presión en toda la superficie de contacto.
La densidad de los colchones viscoelásticos se mide en kg/m3 y puede variar dependiendo de la rigidez. A mayor densidad, mayor rigidez.
Existen 2 tipos de colchones viscoelásticos que se diferencian por la forma en que se fabrican: espumado y moldeado.
El espumado es el resultado de una composición química por la mezcla de diferentes componentes que crean el proceso de espumación. Este viscoelástico es conocido como de poro abierto y afecta a la circulación del aire en el material.
El moldeado es aquel en el cual se utiliza un molde en el proceso de fabricación. Este vicoelástico tiene un poro más cerrado que el espumado, y consecuentemente una circulación del aire más lenta.
Ventajas del material:
> Elimina los puntos de presión sobre el cuerpo
> Regula la temperatura corporal (Termosensible)
> Disminuye las tensiones musculares y nerviosas optimizando la circulación sanguínea
> Indeformable y duradero
> Anatómico y ergonómico, con una gran adaptabilidad a las diferentes partes del cuerpo
> Higiénico y antialérgico

Subir
¿Cuál es la mejor densidad para un colchón viscoelástico?

La mayor densidad está relacionada con una mayor sensación viscoelástica y un mayor grado de adaptabilidad.
La densidad de los colchones viscoelásticos se mide en kg/m3 y se traduce en la cantidad de material que contiene por cada metro cúbico.  
Existen diferentes tipos de densidades: baja (18-40 kg/m3), media (45-75 kg/m3) y alta (+ de 80 kg/m3).
Una mayor densidad no siempre significa mejores resultados para todas las personas, ya que en muchos casos dependerá de las preferencias y necesidades de las personas el escoger un colchón de una densidad mayor o menor. 

Subir
¿Los colchones viscoelásticos dan calor?

El material viscoelástico es sensible a la temperatura (se hace más suave con el calor y se endurece con el frío), pero eso no significa que provoque calor.
Otra de las características es que es un material atérmico, con lo cual no crea ni frío ni calor en las personas que descansan sobre él.
Sin embargo, es muy probable que algunas personas experimenten una sensación nueva producida por la capacidad de adaptación del material al cuerpo, que hace que al tener mayor superficie de contacto con el colchón aumente la sensación de calor.
Hay muchos modelos de colchones que comercializa Sonlab que tienen tratamientos en los tejidos que potencian la transpiración del producto, aliviando el efecto de calor que pudiera llegar a producir. Asimismo, hay modelos que incorporan una platabanda lateral y la cara inferior en tejido 3D que permite una ventilación de las capas internas del colchón, considerando además que hay núcleos con diseños y canales que permiten la ventilación y circulación del aire.
También es importante considerar que existen fundas protectoras con tejidos y tratamientos que alivian la sensación de calor.

Subir
¿Puedo dormir en un colchón viscoelástico si tengo vértigo?

Es muy probable que algunas personas que sufren vértigo experimenten una sensación similar por el efecto de ingravidez característico de este material.
En muchas ocasiones están desaconsejados, pero existen colchones viscoelásticos que minimizan este efecto envolvente y pueden ser utilizados por estas personas.

Subir
¿Es posible utilizar ambas caras de los colchones viscoelásticos?

Todos los colchones pueden ser utilizados por ambas caras.
En el caso de los colchones viscoelásticos se recomienda utilizar la cara viscoelástica para aprovechar todas las prestaciones y ventajas que proporciona este material al descanso de las personas.
Hay modelos de colchones viscoelásticos que están tapizados por ambas caras, pudiendo utilizarse de manera indistinta y percibiendo todos los beneficios que aporta el material para nuestro descanso.

Subir
¿Cuánto dura un colchón viscoelástico?

Independientemente del material y la calidad de los mismos, la duración máxima se puede estimar en 10 años.
ASOCAMA (Asociación Española de la Cama) recomienda cambiar el colchón como máximo cada 10 años para poder mantener unas condiciones de higiene y calidad adecuadas para un descanso óptimo.

Subir
¿Qué cuidados y mantenimiento hay que tener con un colchón viscoelástico?

> En los colchones con material viscoelástico es muy importante comprobar la correcta colocación del equipo, de forma que siempre quede en la parte de arriba el material viscoelástico. Se debe girar 180º cada 3 meses para mantener los acolchados en perfectas condiciones.
> Nunca doble ni pliegue su colchón, a excepción de los colchones articulados.
> Proteja el colchón con una funda. En colchones de espuma, látex y viscoelástico, la funda debe ser elástica y transpirable, evitando utilizar fundas con tejido plastificado. Evite el uso de sábanas, colchas u otros accesorios que no permitan una correcta transpiración el equipo de descanso.
> Nunca deje el colchón expuesto al sol. Durante la limpieza de la funda nunca quite la funda interior de protección.
> En colchones no desenfundables no limpie en seco ni humedezca o moje los tejidos o tapicería del equipo de descanso.
> Ventile el equipo de descanso cada mañana.
Debe mantener su habitación en  óptimas condiciones de temperatura (entre 15º C y 20ºC) y humedad (entre 45% y 60%).
> El material viscoelástico es sensible a la temperatura, por este motivo debemos evitar exponer el colchón a elementos emisores de calor tales como mantas eléctricas, bolsas de agua caliente, etc. La exposición constante y desmedida a fuentes extremas de calor puede afectar de manera negativa las propiedades del material, y de forma permanente.
> Evite que los niños salten sobre el equipo de descanso. No se ponga de pie sobre el colchón o la base.
> No apoye objetos punzantes o pesados directamente sobre la superficie del colchón o base.
> No utilice el colchón sobre una base que no cubra el 60% de su superficie o que se encuentre en mal estado. La elección de un soporte adecuado es básica para la duración del colchón. No utilice un colchón nuevo sobre una base de malla metálica.

Subir
¿Cómo se diferencia la cara viscoelástica de un colchón?

Habitualmente los colchones viscoelásticos están tapizados en un solo lado (one side) con tejidos acolchados con material viscoelástico, fibra y/o PurSense. En estos tejidos se aplican tratamientos especiales con diferentes efectos y prestaciones que repercuten en un mejor descanso.
La cara inferior se tapiza utilizando tejidos en material 3D 100% transpirables, potenciando la ventilación y aireación.

Subir
¿Es mejor el colchón que tiene más cantidad de viscoelástico?

La cantidad y densidad del material viscoelástico no tiene relación directa con la elección del colchón ideal. Cada persona es un mundo y no existe un mejor colchón que se adapte a las preferencias, gustos y necesidades de todas las personas.
Por este motivo es muy importante tener en cuenta algunos elementos a la hora de elegir el mejor colchón:
> La edad de las personas que descansarán en el colchón
> El peso corporal, complexión física y altura de cada uno
> Los problemas de salud que puedan afectar o tener relación con el descanso
> Las preferencias a la hora de dormir

Subir
¿Cuál es la diferencia entre un colchón viscoelástico moldeado y un viscoelástico espumado?

Existen 2 tipos de colchones viscoelásticos que se diferencian por la forma en que se fabrican: espumado y moldeado.
El espumado es el resultado de una composición química por la mezcla de diferentes componentes que crean el proceso de espumación. Este viscoelástico es conocido como de poro abierto o célula abierta y afecta a la circulación del aire en el material.
Al tener la célula más abierta permite una mejor y más rápida circulación del aire, y como consecuencia la recuperación del material es más rápida, reduciendo la sensación de viscoelástico.
El moldeado es aquel en el cual se utiliza un molde en el proceso de fabricación. Este vicoelástico tiene un poro más cerrado que el espumado, y consecuentemente una circulación del aire más lenta debido a que el aire entra y sale con mayor dificultad. Por este motivo la recuperación del material es más lenta aumentando la sensación viscoelástica.

Subir
¿Qué bases puedo utilizar en un colchón viscoelástico?

Los colchones viscoelásticos no necesitan una ventilación o transpiración especial, motivo por el cual se pueden utilizar con cualquier tipo de base (somier de láminas o base tapizada).
La única diferenciación a tener en cuenta al momento de la elección es la firmeza que le proporciona cada una de las bases (láminas más suave, base tapizada más firme).
No obstante, existen algunos casos en los cuales se debe tener en cuenta la correcta ventilación del equipo de descanso (tatamis, camas bañera, bases barnizadas, etc.), debido a que algunos soportes pueden impedir la correcta aireación del colchón. Este tema, sumado a problemas de sudoración y una mala ventilación de la habitación, pueden provocar manchas de humedad.

Subir
¿Cuál es la diferencia entre el viscoelástico y el viscolátex?

Es importante aclarar que el viscolátex no es una variante del material viscoelástico, sino una combinación de materiales (látex + viscoelástico).
Los colchones de viscolátex están más próximos en prestaciones a los colchones de látex que a los viscoelásticos, ya que tienen el mismo núcleo. La diferencia fundamental se encuentra en la composición adicional de material viscoelástico que incorporan los colchones viscolátex.
En cambio los colchones viscoelásticos tienen el material viscoelástico incorporado en el núcleo y/o acolchado, pudiendo ser este último además de fibra o espuma normal o perfilada.
Los colchones de viscolátex tienen un tacto y sensación suave y confortable con una adaptabilidad media, mientras que los colchones viscoelásticos ofrecen una excelente adaptabilidad.

Subir
Nuestra web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar nuestros servicios y ofrecerte una mejor experiencia de uso. Al utilizar nuestro servicio, aceptas el uso de las mismas. Más información
x